ELEGIR LAS OPTATIVAS, UNA DIFÍCIL DECISIÓN.



Durante las próximas semanas, los alumnos de 4º ESO y Year 11 van a elegir las optativas que definirán la modalidad de bachillerato que van a cursar los próximos dos años.


Esas optativas que, en muchas ocasiones, los alumnos las deciden de forma trivial, condicionaran mucho su futuro académico y profesional.


La decisión, la mayoría de veces se hace: de acuerdo con las habilidades académicas del alumno (si es bueno en ciencias mejor que escoja biología o química), o al esfuerzo (si le da pereza esforzarse, el alumno elegirá las que cree que le serán más fácil)


Para entender la importancia de las optativas debemos saber anteriormente que en el sistema educativo universitario, para acceder a un grado, se debe conseguir aprobar las EBAU (selectividad). La nota de la EBAU se consigue con la media del bachillerato, que supondrá un 60% de la nota y de la parte común de la selectividad, que supondrá el 40% restante.


Sin embargo con esto solo se llega a alcanzar como máximo un 10. La nota de acceso a la universidad se calcula sobre 14, no sobre 10.


Para que un alumno pueda acceder a subir nota se presenta a la parte optativa de la selectividad. Esas optativas a las que se presentará, tienen una ponderación para unos grados y para otros no. Unas ponderaciones que pueden ser de (0,2), (0,1) o (0,0). Eso quiere decir que, si la optativa para el grado que se quiere aplicar pondera un (0,2), y si en la selectividad se saca un 7 en el examen de esa optativa, esa nota de 7 se multiplicará por el coeficiente (0,2) dando al alumno una nota de 1,4 que sumará al 60% del bachillerato y al 40% de la parte común de la selectividad.


Por ejemplo: Para medicina pondera (0,2) Química, Física o Biología, pero para ADE ponderan (0,1). Eso quiere decir que, un alumno desde un bachillerato científico tendrá más dificultad en entrar en ADE, imposible si a la universidad que quiere ir la nota es superior a 10 y para un alumno desde el social le será imposible entrar en medicina.


Esas optativas a las que se presentará en el examen de la selectividad, son las mismas que deberá elegir en el bachillerato.


Además debemos saber que la nota de corte trata sobre la oferta y la demanda que tiene una universidad para un grado en concreto. Si una universidad tiene 60 plazas para ADE y se le apuntan 250 alumnos, se quedaran los 60 que tengan mejor nota. La nota de corte será la del alumno que tenía peor nota de los 60. El que hacia el 61 queda fuera.


Por lo tanto, sabemos los que aplicaron a un grado de una universidad del año pasado, sabemos la nota de corte, pero no sabemos la nota de corte de ese mismo grado para esa misma universidad de aquí 2 años, cuando los alumnos que hoy están en 4º ESO o Y11 deban aplicar. Hay universidades que para ADE este año han tenido una nota de corte de 12.436 y para la misma carrera, otras universidades, solo de 5.


Para finalizar, según nuestras estadísticas, solo un 5% de los padres son conscientes de la importancia en la elección de las optativas y lo que condicionará en el futuro de sus hijos, no solo en términos académicos, sino profesionales y personales.


+376 62 50 50

Plaça Coprinceps 1, 2º 7ª

AD700 Escaldes Engordany

Principat d'Andorra

© 2019 de Zeno Quantum.